Dulce Agonía. Los Estragos de la Chatarra. Documental

173
consecuencias de la comida chatarra, comida rapida

La crisis más grande que tenemos en el mundo es de salud. México ocupa el segundo lugar mundial en obesidad y sobrepeso en adultos y ¡el primer lugar en niños!

El 73% de los adultos y el 35 % de los niños y adolescentes tienen sobrepeso u obesidad, es decir, el 52 % de los mexicanos sufre de esta condición.

Según la OMS, si la tendencia no se detiene en menos de 5 años, 9 de cada 10 mexicanos tendrán sobrepeso u obesidad.

La inconciencia está enfermando y matando. Y aún así es un tema que muchos prefieren evitar porque les incomoda.

Me parece más incómoda la diabetes y tantas enfermedades ocasionadas por la obesidad, el sobrepeso, por la cantidad de azúcar que consumimos a diario sin saberlo y, en muchos casos, sin darle la suficiente importancia.

Solo cambiando nuestros hábitos, teniendo un cambio de mentalidad podremos mejorar nuestra calidad de vida.

La mayoría de la gente ignora que su alimentación también determina su nivel de vibración y este, a su vez, su realidad o forma de vivir. «Lo similar en vibración atrae lo similar».

Comida chatarra = salud chatarra = energía chatarra = situaciones, experiencias, personas, emociones, situaciones de vida chatarra = felicidad chatarra y a la larga, nula.

dulce agonia, los estragos de la chatarra documental, obesidad, sobrepeso, comida rapida

Te comparto este documental mexicano para que te des cuenta que puedes mejorar tu vida y la de tu gente. ¡Compártelo! Puedes cambiar la vida de muchas personas y te lo agradecerán por siempre.

Dulce Agonía cuenta la historia de Don Gonzalo, un hombre mexicano que ha sufrido los estragos de la comida chatarra y, a sus 45 años se encuentra enfermo de diabetes. La historia de Don Gonzalo se entrelaza con testimonios de diversos expertos académicos y organizaciones civiles a nivel nacional e internacional que exponen la dimensión de la obesidad y la diabetes en México y presentan propuestas de políticas públicas que deben tomarse para enfrentar esta pandemia.

Sí, las marcas no se tocan el corazón con tal de hacer dinero, pero no culpemos a la industria, mejor responsabilicémonos de nuestro consumo.

Si dejamos de consumir comida chatarra, las marcas se verán obligadas a vender productos de calidad.

Sin embargo, hay algo que jamás debemos olvidar.

Una cosa es la COMIDA (lo natural, lo que viene directo de la tierra y nos nutre) y otra cosa son los PRODUCTOS. La mayoría ultraprocesados y creados en laboratorios, llenos de aditivos, colorantes y conservadores.

COME COMIDA, NO PRODUCTOS.

Tú decides.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here